Home Comunidad Servidores públicos se quejan por los sueldos tardíos: ‘Me llaman a cobrar de las tarjetas’

Servidores públicos se quejan por los sueldos tardíos: ‘Me llaman a cobrar de las tarjetas’

by editor

Empleados del sector público se quejaron este lunes 27 de julio del 2020 porque el retraso del Gobierno en el pago de sus salarios es cada vez mayor.

La mañana de este lunes 27 de julio del 2020, funcionarios públicos lamentaron en la red social Twitter, a través del hashtag #MiSueldoMiDerecho, que a pocos días de que finalice el mes aún no recibían su sueldo de junio.

El Ministerio de Finanzas cerró junio con atrasos en los salarios a los funcionarios públicos por USD 303 millones y la tarde de este lunes, el Ministerio informó que se hizo un pago de salarios que estaban atrasados, pero no confirmó si se saldó toda la deuda.

El pasado 21 de julio del 2020, el viceministro de Finanzas, Fabián Carrillo, reconoció que por las complicaciones de liquidez que enfrenta el Gobierno, los sueldos se habían estado pagando con tres semanas de retraso, a excepción de los sueldos del sector de la salud y seguridad, que sí se han estado pagando a tiempo, según el funcionario.

Cuando faltan cuatro días para que termine el mes de julio, todavía hay funcionarios públicos que esperan el salario de junio en instituciones como la Asamblea, Superintendencia de Compañías, Sercop, Medios Públicos, Universidad Estatal, entre otros.

Gonzalo, docente de una universidad que no quiso dar su apellido, mencionó que desde que comenzó la pandemia, en marzo pasado, los pagos de sueldo se estaban dando hasta el 23 del mes siguiente, pero en esta ocasión el retraso fue mayor, pues hasta hoy no se había acreditado la remuneración en su cuenta.

Adriana, quien también pidió que no se cite su apellido, labora en la Asamblea Nacional. Ella contó que está preocupada porque, además del retraso, se le recortó su salario.

«Nos toca esperar. Por lo menos tenemos una plaza de trabajo. Los servidores públicos también dinamizamos la economía y es preocupante que nos nos paguen, a mí me llaman a cobrar de las tarjetas de crédito. Ya ni si quiera tengo plan de datos, porque no puedo pagarlo», contó Isabella, que labora en la Superintendencia de Compañías.

Ella recibió mercadería de Estados Unidos de parte de un familiar para que la venda. «Tengo que generar algo de dinero por lo menos para el transporte, porque no tengo carro», dijo.

Related Articles