Home Política Nueva Asamblea Nacional esperará la resolución del COE Nacional, quién determinará la capacidad para sesionar de forma presencial

Nueva Asamblea Nacional esperará la resolución del COE Nacional, quién determinará la capacidad para sesionar de forma presencial

by editor
Foto tomada del Diario El Universo

El confinamiento parcial decretado por el Presidente de la Republica, desde este viernes 23 de abril al 20 de mayo próximo, llevará a las tres autoridades de la nueva Asamblea Nacional a repensar la forma en que se instalará el nuevo periodo legislativo. Para ello, esperan un informe del COE Nacional sobre las medidas que pueden adoptar.

Según el artículo 10 de la Ley Orgánica de la Función Legislativa la instalación de la sesión del nuevo periodo legislativo se realizará el viernes 14 de mayo próximo a las 10:00 para designar a las principales autoridades de la Asamblea Nacional: un presidente, dos vicepresidentes, cuatro miembros del Consejo de la Administración Legislativa (CAL), un secretario y un prosecretario.

Además el artículo 11 de la misma Ley, señala que en esa sesión una comisión especial integrada por cinco legisladores “verificará las credenciales y constatará la identidad de las y los asambleístas electos presentes”. Esa disposición, según señalaron las autoridades de la nueva Asamblea obliga a que la primera sesión del nuevo periodo sea presencial.

La actual administración del Parlamento adecuó el salón del pleno colocando láminas acrílicas en cada cubículo como medidas de bioseguridad frente a la pandemia de coronavirus COVID-19.

Las nuevas medidas dictadas por el Ejecutivo a través del Decreto 1291, determinan un confinamiento en 16 provincias del país con el objetivo de frenar la propagación del coronavirus, donde se aplicará una restricción de movilidad absoluta en la cual el toque de queda será ininterrumpido e iniciaría los días viernes desde las 20:00 y finalizará a las 05:00 del día lunes siguiente.

Si bien el artículo 12 del Decreto determina que se garantizará el desarrollo de todos los procesos de transición y de posesión de nuevas autoridades, determinados en la legislación vigente, y se dispone al COE Nacional la determinación e implementación de las medidas necesarias para esos fines; lo que está en revisión son las dificultades de movilización que tendría los nuevos asambleístas, su personal de apoyo el día viernes y dependerá del tiempo que dure la sesión del pleno para su retorno.

Pierina Correa, asambleísta que de acuerdo con la normativa será la directora de la sesión de instalación, anticipó que serán respetuosos de las medidas que diseñe el COE Nacional, pues la Ley señala que la primera sesión de la Asamblea debe ser presencial; sin embargo, dijo “el COVID-19 nos ha enseñado que una cosa es lo que queremos hacer y otra lo que se puede hacer, la salud del pueblo ecuatoriano está por encima de todo, y en función de eso se irán tomando las decisiones que correspondan”.

Wilma Andrade, que en la sesión inaugural del Parlamento actuará como secretaria ad hoc, reveló que  este 23 de abril, el COE Nacional deberá presentar un análisis de lo que significaría para la Asamblea Nacional la movilización, logística y la instalación de la sesión. Con esa información se tomará una decisión.

Para Andrade, por las medidas de bioseguridad que deben tomar en cuenta todos los ecuatorianos, la sesión del 14 de mayo debería ser combinada, porque la Ley señala que debe ser presencial; por lo tanto, pueden estar presentes las autoridades de esa sesión y una parte de los asambleístas, pero el problema es determinar el número y los nombres de los asambleístas que estarían autorizados a ingresar al pleno, tomando en cuenta que la mayoría aspira participar en la primera sesión.

Indicó que respecto a la movilización de los asambleístas desde las provincias podría solventarse con una autorización o salvo conductos del COE, pero sin duda la instalación de la sesión debe producirse el día que determina la Constitución.

Para el legislador reelecto del PSC, César Rohón,  la norma señala que una nueva Asamblea debe instalarse en Quito presencialmente el 14 de mayo para elegir dignidades; por lo tanto, todos los asambleístas deben estar físicamente como lo manda la Constitución y la Ley que rige a la Función Legislativa. 

Related Articles