Home Salud ¿La tercera dosis contra el covid-19 debería aplicarse a toda la población?

¿La tercera dosis contra el covid-19 debería aplicarse a toda la población?

by Jaime De La Cruz

En Ecuador ya se analiza la aplicación de la tercera dosis contra la enfermedad covid-19. La ministra de Salud Pública, Ximena Garzón, anunció que las personas con inmunodeficiencias (sistema inmunológico o defensas deficientes) deberán acceder a ese refuerzo.

Esto, tras demostrarse que quienes tienen esta condición no han desarrollado la inmunidad necesaria contra esta enfermedad.

EL COMERCIO conversó este miércoles 18 de agosto del 2021 con tres especialistas, quienes explicaron la importancia de la colocación de esta dosis para la población mencionada.

¿Quiénes son las personas con inmunodeficiencia?

Daniel Simancas, epidemiólogo de la Universidad UTE, señaló que son los pacientes con cáncer o que están en tratamiento; quienes tienen VIH o padecen de Sida; aquellos que usan corticoides, etc.

“Esta población no ha desarrollado los anticuerpos suficientes para enfrentar las nuevas variantes, por lo que ellos deben beneficiarse de la fórmula adicional”. 

¿La tercera dosis debe aplicarse a todos los habitantes del país?

José Guanotasig, emergenciólogo y docente universitario, sostuvo que la colocación de la tercera dosis es un hecho en países del primer mundo, como Estados Unidos o Israel. La Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) aprobó su aplicación para las fórmulas de la estadounidense-alemana Pfizer-BioNtech y Moderna.

“El problema es que, en países, como los latinoamericanos, aún no se ha logrado completar las dos dosis. Por lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) no ha recomendado su uso de manera general; solo se aconseja a los pacientes inmunocomprometidos. Ellos son la prioridad”.

¿La necesidad de aplicar una tercera dosis se relaciona con la poca eficacia de las vacunas?

Enrique Terán, experto en fármacos y docente universitario, detalló que en los últimos estudios presentados en el mundo se habla de que la inmunidad oscila entre los 10 y 12 meses, tras la administración de las fórmulas contra el covid-19. Esta noticia es importante porque se habla de una mayor protección para los pobladores en general; meses atrás se hablaba únicamente de seis meses.

“Si se administra otra se manejaría la misma lógica de la vacuna de la influenza. Es decir, una actualizada cada año; más no un refuerzo como se señala”. 

Además, es fundamental recalcar que la prioridad debe ser la inmunización con dos dosis (esquema completo) a la población. Se debe llegar el 85% de los habitantes, debido al aparecimiento de las nuevas variantes, como la Delta.

Fuente: El Comercio

Related Articles