Home Actualidad UNASE y Fiscalía alertan sobre nueva forma de extorsión por mensajes de Whatsapp

UNASE y Fiscalía alertan sobre nueva forma de extorsión por mensajes de Whatsapp

by Jaime De La Cruz

Ciudadanos por redes sociales denuncian que están recibiendo mensajes amenazantes por parte de supuestos miembros de bandas criminales por Whatsapp, haciéndole conocer que habría una persona que los ha contratado para hacerles daño a su integridad y su vida.

Este modus operandi busca forzar a las víctimas a realizar algún tipo de depósito o transferencia de dinero a cambio de no realizar ningún acto lesivo contra ellos y sus familiares, otorgando datos personales como nombres de padres, hijos o hermanos.

Si la víctima no contesta los mensajes pronto, proceden a enviarle notas de voz, en la que se escucha regularmente al mismo hombre hablar con un aparente acento extranjero.

Para el abogado Danny Vizueta Prado, fiscal 17 de Investigaciones y Flagrancia, este tipo de conductas se ajustaría a lo que señala el artículo 185 del COIP como delito de extorsión, que con agravantes podría llegar a tener una pena de hasta siete años de cárcel.

El fiscal Vizueta afirma que varias de las llamadas o mensajes de texto que se envían, se las hace desde algún centro de privación de libertad por organizaciones delictivas o sus líderes, y que hay bandas de este tipo que ya han sido desarticuladas.

Mensajes como “si quieres dame una parte de lo que me ofrecieron y ya no te hago daño” llevan a la gente a ceder ante el temor de que su integridad se vea vulnerada.

El mayor asegura que son cientos de denuncias que han atendido con la misma modalidad, y que ya poseen las grabaciones de voz de esta persona que se hace pasar como miembro de una organización criminal.

Bruno Sánchez, experto en seguridad informática, dice que estos datos que utilizan los extorsionadores se los obtiene regularmente de las redes sociales. Sánchez asegura que esta información personal publicada es recolectada por las mafias cibercriminales. “Para que estos tengan el poder de amedrentar a sus víctimas”.

El fiscal Vizueta recomienda a la ciudadanía ser muy cautelosa en cómo se comparte la vida privada en las redes sociales, porque “estas organizaciones delictivas obtienen la información de perfiles de redes sociales que publica la propia víctima” detalla.

También exhorta a la ciudadanía a acudir a una fiscalía, de preferencia que sea de flagrancia que atiende 24 horas del día, mientras se continúa mensajeando con la otra persona para colocar la respectiva denuncia. De esa manera la entidad puede coordinar de inmediato con la Policía Nacional para verificar el origen de esas llamadas o mensajes.

Acudiendo en el momento que se está escribiendo con la persona que hace la extorsión, es posible rastrear y detectar a esa persona por tener activo el dispositivo emisor, antes que se apague el teléfono y procedan a retirar el chip.

Actualmente la UNASE se encuentra realizando investigaciones, y afirman que no han reportado casos de que estas personas finalmente atenten contra la vida de sus víctimas, sino que solo buscan, a través del engaño y el miedo, que se les entregue ciertas cantidades de dinero.

Foto: Cortesía

Related Articles