Home Nacionales Visas temporales para Estados Unidos alimentan un lucrativo negocio, no siempre legal

Visas temporales para Estados Unidos alimentan un lucrativo negocio, no siempre legal

by Jaime De La Cruz

Unas 30 personas denunciaron por estafa a una agencia de asesoría que les ofreció visas de trabajo para Estados Unidos a cambio de un pago de USD 20.000.

La oferta en redes sociales era tentadora: “Trabaja en Estados Unidos de manera legal”.

Así lo recuerda Marco, oriundo del cantón azuayo de Sígsig, quien a mediados de 2021 se contactó con una empresa de Cuenca dedicada a tramitar visas para viajar legalmente a Estados Unidos.

“Hablamos con los asesores y nos dijeron que podíamos aspirar a una visa de trabajo de tres años renovable”, relata el hombre. Asegura que pagó USD 500 solo para reservar un cupo para su esposa.

Para postular formalmente debían pagar USD 20.000 dólares, USD 15.000 al inicio de trámite y USD 5.000 al recibir la visa.

“Nos dijeron que hay una oportunidad para ir a filetear pescado. La paga iba a ser USD 110 la hora porque era un lugar al que no accedían muchas personas”, detalla. Así que parte del servicio contratado a la agencia era un curso para aprender a filetear pescado que duró dos meses.

En ese tiempo, la pareja canceló el anticipo de USD 15.000 y cuando llegó la hora de retirar la supuesta visa hubo un problema y el viaje no se dio. A partir de entonces, decidieron no pagar más dinero porque sospecharon que algo no andaba bien.

Él y otras 30 personas de distintos cantones de Azuay, El Oro y Guayas, aseguran que fueron estafados por esta agencia, por lo que pusieron una denuncia en la Fiscalía de Azuay. El caso está en investigación previa, por lo que las autoridades evitaron dar detalles al respecto.

La representante de la empresa, Irma Ch., respondió a las acusaciones en una transmisión en Facebook Live. Dijo que los trámites que se efectúan en su negocio son legales y que las denuncias son “rumores malintencionados para destruir el prestigio de su empresa”.

Aunque en la misma transmisión admitió que cuatro empleadas “fueron despedidas por ser malos elementos”. Según ella, “entorpecían trámites, llevándose documentos o haciendo venta de servicios para uso personal”, por lo que inició acciones legales contra ellas.

Foto cortesía.

Related Articles